¿Cómo se puede utilizar el biogás?

Con su sinfín de posibles usos, el biogás es un auténtico "allrounder" y la única fuente de energía renovable que puede utilizarse de forma flexible.

 

Electricidad: Se genera a través de la combustión del biogás en la planta de cogeneración (BHKW) o del uso del biogás procesado, el biometano. A través de la red de gas natural, el biometano está disponible en cualquier lugar.

 

Calor: Durante la generación de electricidad en la planta de cogeneración (BHKW) se genera calor. Este calor generado puede utilizarse para calentar edificios, piscinas o para secar madera o productos de cosecha. Con un concepto inteligente de aprovechamiento del calor se aumenta la eficiencia de la planta de biogás de forma considerable.

 

Gas natural: A través de diferentes métodos, el biogás puede purificarse de los componentes indeseados y puede alimentarse en la red de gas natural como biometano o biogás natural.

 

Combustible: Como combustible, el biometano dispone de una alto potencial de ahorro de CO2. Con la adición de biometano al gas natural, la emisión de CO2 puede reducirse de forma considerable en comparación con la gasolina. Con el biometano procedente de una hectárea de maíz, un coche puede correr aprox. 60.000 Km..

Atrás hacia arriba